Aug 12

A veces pienso que la gente no acaba de entender qué es el SEO y lo contrata pensando que es alguien que proviene de un mundo mágico que con pronunciar 4 palabras sin sentido se conseguirán las primeras posiciones en los buscadores.

La realidad es otra, los SEO no tenemos una varita mágica que hace milagros o magia. Nuestra “varita” es el cursor del ratón como cualquier otro humano hace uso con su ordenador.

Un problema común es contratar un consultor SEO, ya sea freelance o vía empresa, para que gestione el proyecto SEO de su web, junto a otra empresa que es quien lleva el diseño de la propia web o bien es un webmaster inhouse quien gestiona su diseño y programación. En estas circunstancias se producen dos cosas, una es que se solicite un presupuesto a la empresa que programa la web para aplicar los cambios que sugiere el SEO o bien que sea el webmaster de la empresa quien deba hacerlos. Pero es que hay que hacerlos, y aplicar los cambios que sugiere el SEO con la mayor proximidad posible por no decir que sean tal cual.

En muchas ocasiones me he encontrado que las recomendaciones tienen que ser presupuestadas por una tercera empresa, los cambios pueden tardar semanas, meses, incluso pueden no llevarse a cabo nunca. Evidentemente hay webs que requieren más o menos cambios y en caso de necesitar muchos cambios importantes y no llevarse a cabo no pueden esperarse los resultados esperados. Es por ello que digo que un SEO no es Harry Potter. Es ridículo pensar que solo por contratarlo se van a obtener resultados en un plazo corto de tiempo.

A veces tienes que lidiar con empresas que están cambiando su web, no te dejan verla ni te dan información sobre ella hasta que por fin está acabada y… tatatachan!!! Te encuentras una web en flash que debes optimizar. Bien por la empresa que le vendió la web a ese hotel en Barcelona y le dijo que con esta web estarían en primera página!!! Quizás ellos hayan aprendido SEO en Hogwarts pero, como ya sabéis los seguidores de la saga, los Muggles no tenemos estos poderes mágicos.

Para más inri, a veces tenemos que lidiar con los gerentes que no quieren modificar ciertos parámetros de su web por decisiones de la empresa esperando que Google los muestre en los primeros resultados con la web que tienen tal y como está. Veamos, una reflexión, si tu web tal y como está no está en los primeros resultados… es muy posible que sea porque requiere algunos retoques… ¿no?

Como nota final, me gustaría aclarar a todos aquellos que escuchan términos como black hat o White hat… buscan en Google y se encuentran la siguiente imagen, que no nos asocien con magos ni meigas, y aunque haberlas haylas, los SEO no pertenecemos a ese gremio.

Black Hat SEO

Black Hat SEO